La piedra de la paciencia

Escrito por Alex Merino Aspiazu.

Los afortunados que pudieron asistir al Festival de Cine de Gijón tuvieron la oportunidad de ver en primicia la película de Atiq Rahimi, que salió de la ciudad asturiana con un premio FIPRESCI, un galardón a la mejor actriz para Golshifteh Farahani (maravillosa en su papel) y la distinción del jurado joven, ahí es nada. Y ya desde esa primera proyección varios especialistas acertaron en señalar el parecido de “La piedra de la paciencia” con “Cinco horas con Mario” de Don Miguel Delibes, con la que comparte no pocas similitudes. A diferencia de la Carmen Sotillo de la obra del español, la protagonista del film de Rahimi no vela a su difunto marido, porque éste no se halla muerto, pero se encuentra en estado vegetativo que para el caso viene a ser lo mismo.

La piedra de la paciencia

El personaje de Farahani encuentra en su moribundo marido su “piedra de la paciencia”, que según la leyenda es una piedra con cualidades milagrosas a la que debes contar todos tus miedos y secretos y ésta se encarga de… no sé, aliviar la conciencia, supongo. El caso es que la protagonista de la película se pasa la hora y media de metraje hablándole al semifiabre de su marido, despachándose a gusto sobre todas las mentiras que se contaron, los secretos no confesados y los angustiosos episodios del pasado. Para que la película no naufragara y se convirtiera en una fábrica de bostezos, hacía falta encontrar al narrador adecuado, una actriz capaz de mantenernos atentos a cada una de las palabras que salieran de su boca, ya que muchas de las vivencias que relata no se ilustran con imágenes, sino que se sustentan únicamente en la palabra.

LA_PIEDRA_DE_LA_PACIENCIA_3

Por fortuna, Atiq Rahimi encontró a Golshifteh Farahani y con ello salvó media película. La actriz, vista anteriormente en “Pollo con ciruelas” (Marjan Satrapi, 2011) exhibe belleza y enormes dotes interpretativas en un papel muy exigente. La historia se ambienta en Afganistán y no se muerde la lengua a la hora de denunciar la represión que vive la mujer en ese país, además de mostrar el horror de la guerra y sus consecuencias. Las constantes confesiones de la protagonista (que muy intencionadamente no tiene nombre, pues representa al conjunto de las mujeres afganas) nos recuerdan a una Sherezade moderna, muchos siglos posterior al personaje de “Las mil y una noches” pero igualmente atormentada y en constante lucha por su supervivencia. Una contaba historias para salvar su vida, y la otra le cuenta la historia de su vida al marido moribundo. 

Hay, insospechablemente, espacio para la ternura en “La piedra de la paciencia”. No se regodea en la tragedia a pesar de que ésta existe y se muestra sin tapujos. Es una película triste, amarga, pero Rahimi opta por dejar al espectador que configure sus propias imágenes de la tragedia en su mente. Y este es el otro gran acierto de la película junto a la elección de la actriz protagonista. No faltan altibajos en la propuesta, y en ocasiones el ritmo decae, y con él el interés del espectador. Pero sus momentos lúcidos lo son mucho, y por ellos (y por Farahani) merece absolutamente la pena la inversión de dinero y tiempo para acercarse a la sala de cine a contemplar esta obra insólita y difícil de olvidar.

La piedra de la pacienciaValoración: notable

Advertisements

One thought on “La piedra de la paciencia

  1. no he visto la película todavía, pero la actriz me dejó conmocionada en la película iraní A propósito de Emily, uno salía con desasosiego de verla, no sólo por una cierta mirada complaciente del director con la situación subordinada de la mujer, sino por la extraordinaria actuación de ella.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s